Funcionamiento del diferencial de un vehículo

¡Hazlo social!

Se trata de una pieza fundamental en todos los vehículos y se utiliza para llevar la potencia a las ruedas de una manera adecuada. Este elemento mecánico compuesto por engranajes y rodamientos se encarga de trasladar la rotación producida por el motor hacia las ruedas encargadas de la tracción del vehículo.

Permite que las ruedas giren a velocidades distintas en función de la curva que esté trazando el vehículo. Significa que cuando un automóvil toma una curva hacia la derecha, la rueda de este lado efectúa un recorrido más corto con respecto a la rueda izquierda y lo mismo sucede a la inversa.

Es bueno recordar que antiguamente las ruedas de los coches estaban montadas de forma fija en el eje, esto causaba que una de las dos ruedas se forzara más de lo debido y por tanto generando una desestabilización en el coche, es por este motivo que es necesario el diferencial.

En el siguiente vídeo os dejamos una explicación para que podáis comprender mejor su funcionamiento:

Partes del diferencial

  • Carcasa: donde están alojados todos los componentes del diferencial.
  • Engranaje de reducción o piñón de ataque: compuesto por un piñón unido al árbol de transmisión, proveniente del cambio.
  • Corona: recibe el giro del engranaje de reducción y lo lleva en la dirección correcta para la rotación de las ruedas motrices, consiguiendo una desmultiplicación mayor.
  • Satélites y planetarios: son los engranajes que se encargan de realizar la función diferencial. Los planetarios están unidos de forma rígida a los palieres, que transmiten la fuerza a cada rueda, los satélites giran libremente sobre su eje. Uno de los planetarios siempre está unido a la corona, estando conectado al otro planetario mediante el engranaje de los satélites. Estos engranajes se encuentran agrupados dentro del núcleo.
  • Rodamientos: se trata de un cojinete que minimiza la fricción que se produce entre un eje y las piezas que están conectadas a él (en este caso se trata del palier).

 

Ubicaciones más habituales

  • Motor transversal con tracción delantera: se trata de la disposición más habitual, el diferencial se ubica entre el motor y el cambio, pero detrás de estos.

  • Motor longitudinal con tracción trasera: en esta disposición el diferencial se encuentra conectado al cambio a través del árbol de transmisión.

  • Motor longitudinal con tracción total: en esta disposición hay 3 diferenciales, el central o caja de transferencia que se encarga de dividir el par (la fuerza) entre el eje delantero y el trasero; y un diferencial en cada eje para distribuir el par a cada rueda.

  • Motor transversal con tracción total: en esta disposición existen 2 diferenciales, uno en la parte delantera y otro en la parte trasera.

Cabe destacar que existen más disposiciones del diferencial en el caso de que el motor se encuentre en la parte trasera.

Author: Buscador de Talleres

Encuentra el #taller que necesitas para tu coche, consulta su web, pide cita o presupuesto, localiza ofertas.

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Síguenos en la red!